24 agosto 2005

Mediador mediocre

"Patético". Fue la primera expresión que escuché ayer al momento en que corrían por todo el mundo las declaraciones beligerantes de Pat Robertson. No me sorprende. En los últimos años hemos visto a varios líderes evangélicos, reconocidos mundialmente, patrocinando asesinatos masivos y sonriendo para la foto.

Pareciera que las relaciones internacionales estuvieran fuera del universo de la ética. Pareciera que hay religiosos empecinados en borrar con el codo el quinto mandamiento. Pareciera, una vez más, que el evangelio ha claudicado frente a la seducción del poder.

Quizás Ricardo Gondim tenga razón y esta sea una nueva señal acerca del fin del movimiento evangélico tal como lo conocemos, un movimiento lleno de agendas institucionales pero carente de una espiritualidad vivificante.

Frente a noticias como esta, dos consejos que nos ayudan a manterner nuestra salud interior: aceitar nuestro discernimiento y sacarnos de encima tanto mediador mediocre.

><>
Sitios relacionados

2 comentarios:

tomasaustin dijo...

También, igual que tu, siento una gran indignación, pero para que no suceda más, creo que Latinoamérica debe responder con energía, tanto en pedir respeto, como en exigir que los pastores --y los políticos-- se comporten a la altura de sus responsabilidades.

Gabriel dijo...

Muchas gracias Tomás por su participación.
Concuerdo con John Chuckman quien dice que habría que tratar a Robertson como a un terrorista. Particularmente siento un profundo repudio por sus expresiones y por su teología fundamentalista.

Link a nota de Bolpress:
http://www.bolpress.com/opinion.php?Cod=2005002879